United Passions, la película que no debes ir a ver al cine (si te gusta el fútbol)


Cartel de United Passions (101greatgoals)

Cartel de United Passions (101greatgoals)

Llega el verano, sube la temperatura y baja el listón de todo aquello que se puede considerar apto para ser emitido en una sala de cine, previo pago de una entrada. Esto sucede con United Passions, película dirigida por el francés Frédéric Auburtin y que cuenta la historia de la FIFA desde sus orígenes hasta justo antes del descubrimiento de la fosa séptica de corrupción de la que se nutre este organismo.

El máximo orgnaismo del deporte, como buen mecenas, contribuyó en un 80% al presupuesto del largometraje. Esto es, de los cerca de 30 millones de dólares de su coste, unos 24 fueron transferidos desde una cuenta en Suiza. Lo que son las cosas. En el elenco de actores, Sam Neill, Tim Roth y Gérard Depardieu dan vida a los tres mandatarios que ha tenido esta institución en los últimos 54 años: Stanley Rous, Joâo Havenlage y Joseph Blatter. ¿El resultado? Ni el reparto ni la generosa suma invertida han valido la pena.

El caso es que el pasado 5 de junio –cuatro días después de la dimisión de Blatter como presidente de la FIFA por el destapado escándalo de corrupción– las salas de cine de EEUU estrenaron United Passions. Las cifras fueron catastróficas y, a la vez, de récord. En su primer fin de semana, el largometraje solo pudo recaudar la friolera de 918$. Sí, leéis bien. En un cine en pleno centro de Phoenix (Arizona) –ciudad de casi millón y medio de habitantes–, la película recaudó en su primera tarde de vida yanqui la ínfima cifra de 9$. Ni más, ni menos.

Estas más que modestas cantidades nos sirven para situarnos; pero, por si había dudas, la web Hollywood Reporter, especialista en tirar de cifras y datos en lo que a cine se refiere, ha dictado una sentencia apocalíptica: United Passions es la película que menos ha recaudado en su primer fin de semana de vida. La que menos ha recaudado… en toda la historia del cine en los Estados Unidos. Hasta ha habido películas que se estrenaron ese mismo fin de semana en menos de diez salas a lo largo y ancho de EEUU que obtuvieron mejor recaudación.

El director se ha mostrado realista a la hora de afirmar que los resultados suponen “un desastre” para el film. La crítica ha sido más dura –si cabe todavía– y no ha dudado en clasificar este producto audiovisual dentro del género de la propaganda.

Blatter y Depardieu (telegraph)

Blatter y Depardieu (telegraph)

En su estreno en el festival de Cannes, en 2014, fue recibida con abucheos. Después recorrió algún país europeo, como Portugal, Serbia o Rusia, con total discreción. El desembarco europeo, propiamente dicho, está previsto para un futuro próximo. Al menos, esa era la intención inicialmente. Veremos qué sucede vistas las cifras.

Si es que, tal y como están las cosas, a la FIFA quizás le hubiese ido mejor en el teatro…

Anuncios

Escribe tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s