Pechos pequeños y el Alfredo’s


La entrada del Alfredo's, sacada de Internet.

La entrada del Alfredo’s, que algún internauta inmortalizó amablemente.

Hoy escribo desde el mismo pub que ayer. Sí, ya sé que es un dato irrelevante, pero es que este bar es bastante confortable. Alfredo’s Sports Bar, se llama. Pero nadie aquí se llama Alfredo o no parece querer contestar ante mi curiosidad ibérica. Como digo, pues, este es un bar en el que se pueden disfrutar diversos deportes, véase fútbol de la primera división inglesa y fútbol de la segunda división inglesa, sin olvidarnos del fútbol internacional. Además, en los numerosos televisores que cuelgan de sus paredes el bebedor de cerveza –asiduo u ocasional- también puede disfrutar de conexión en directo con un hipódromo, que para eso la reina, salga ‘yes’ o salga ‘no thanks’, seguirá siendo reina.

Imagen que aparece al lado de 'caída' en el Real Diccionario del Madridismo.

Imagen que aparece al lado de ‘caída’ en el Real Diccionario del Madridismo.

Tengo delante dos televisores, uno con carreras equinas mientras en otro acaban de echar el Nothingham Forrest contra el Derby County, partido de la liga de plata británica. Entre ambos aparatos, cuelga una fotografía del Real Madrid de los ‘Galácticos’, de la época de los Zidanes y los Pavones. Una foto curiosamente tomada en el estadio de Son Moix -hoy ya con otro nombre más comercial- y que los malos pensamientos me llevan a pensar que es una imagen del fatídico día en el que Florentino se bajó del barco al más puro estilo Schettino en el Costa Concordia. De todos modos, la instantánea está firmada por el once inicial y acompaña en este sector de pared a una camiseta firmada por Beckham y su 23, así como a otra de Ronaldo, el portugués. Al interior del bar sé que hay una camiseta con el 7 de España en el Mundial de Corea y Japón (2002), porque desde aquí leo ‘Raúl’. También me observan –espero que no sudadas– zamarretas de Tardelli, Kaka y de Dios, que cuando bajó a jugar al fútbol lo hizo de incógnito bajo el apellido Maradona.

En este bar es la segunda vez que escucho un ‘hit’ de Shakira, prueba feaciente de que el Alfredo este existe todavía hoy pero se niega a dar la cara ante sus paisanos de la Península. En dos días han coincidido aquí mi presencia con la canción de Shakira que dice eso de que ‘suerte que mis pechos sean pequeños, no los confundas con montañas’. Lo que pasa es que hoy lo ha dicho en inglés –para ganarse a un público mayor­, creo yo­–. De todos modos, aquí el inglés que se habla en casi nada se parece al que pueda percutir la flamante novia de Piqué.

shakiraEs un ejercicio impactante el tratar de entender a esta gente y afinar tus sentidos al máximo, aunque a veces la intuición del contexto hace terminar por entender la idea general de lo que mis interlocutores escoceses quieren explicarme. En fin, que no hace falta muchas luces para terminar comprendiéndose. Solo se necesita voluntad y un poco de picardía que no le haga caer a uno en la pseudoadivinación, porque puedes llevarte más de un susto si decides no escuchar a alguien porque crees saber qué responderá. Creo que no lo digo por experiencia. Todavía. Y hablando de ‘todavías’, sigo sin piso pero no por ello dejo de enviar mails (en caso contrario sí que habría que venir a buscarme) porque el ánimo no decae. Además de la propia presión por seguir sin un techo para los próximos tres meses, a veces permito que otras preocupaciones entren en mí para distraerme mientras la búsqueda permanece infructuosa. Una de ellas es: ¿por qué me acuerdo de la frase “suerte que mis pechos sean pequeños, no los confundas con montañas” en una canción que posee otras palabras que articuladas conforman un “contigo, mi vida, quiero vivir la vida” que a los ojos y los oídos de alguien como yo suenan mucho más profundas? Desde luego, el cerebro humano me tiene atormentado por momentos.

Pero, como alguno ya sabrá, la tormenta se la lleva el viento con sus colores.

Anuncios

Escribe tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s